sábado, 25 de septiembre de 2021

1695

Longfellow: "La nacionalidad es algo bueno hasta cierto punto, pero la universalidad es mejor. Lo mejor de los grandes poetas de todos los países no es lo nacional en ellos, sino lo universal. Sus raíces están en su suelo nativo; pero sus ramas ondean en el aire antipatriótico, que habla el mismo idioma a todos los hombres, y sus hojas brillan con la luz ilimitada que invade todas las tierras. Abramos todas las ventanas; admitamos la luz y el aire por todos lados; para que miremos hacia los cuatro ángulos de los cielos, y no siempre en la misma dirección".