lunes, 6 de julio de 2020

471


Sobre la pintada EL PUNTO MEDIO ES EL PUNTO MIEDO, que es una adaptación a la pared de un verso de mi poema La escuela (AQUÍ), existen muchas personas que me han dicho que no la comprenden. Quizá sea porque admite varios significados. La última vez que publiqué esta pintada en Instagram me lo preguntaron de nuevo y estas fueron mis tres intervenciones:

• • • Quise decir que en este mundo existen personas, las que dicen por ejemplo “yo no soy de izquierdas ni de derechas”; “yo no estoy a favor del aborto ni en contra”; “yo no estoy ni con los palestinos ni con los israelíes”, que dicen eso solo PORQUE NO QUIEREN COMPROMETERSE, no quieren tomar decisiones que signifiquen tener que apoyar y actuar en una dirección que podría perjudicarles personalmente: ellos prefieren acogerse a la anemia del punto medio, a la moderación en-toda-circunstancia, no como decisión meditada sino como manera de tener una vida más fácil y evitarse problemas.
• • • Ya sabéis cómo son las pintadas mías y las frases en general, no admiten “peros”, son casi todas un poco maximalistas. Yo no denuncio el punto medio como recurso puntual, al que se llega meditadamente tras descartar los extremos: si me dieran a elegir entre vivir en la Antártida o en el desierto del Sahara, yo también me acogería al punto medio. Solo lo denuncio cuando se usa para “librarse”, para no comprometerse con alguna propuesta arriesgada, de esas que están llenas de vida y de peligro.
• • • Un estudiante de filosofía me habló de esta pintada y me dijo que en filosofía existe un concepto llamado “la falacia del punto medio”. Cuando los nazis invaden Bélgica, la culpa no está repartida a partes iguales entre belgas y nazis: la culpa la tienen los nazis. El propio Luther King dijo que la culpa de la pervivencia del racismo radicaba en los moderados que sostenían que, entre racistas y abolicionistas, ninguno de los dos tenía razón (como los idiotas que aún hoy te dicen que “yo no soy machista ni feminista”). Negarse a elegir entre dos cosas malas o al menos dudosas, eso yo lo entiendo; pero adoptar el punto medio cuando uno tiene que elegir entre una cosa buena (abolicionismo, feminismo) y una cosa mala (racismo, machismo), eso es lo que denuncio con esta pintada.