martes, 17 de septiembre de 2019

24


No debería librar nunca, porque cada vez que libro me paso todo el día a) bebiendo y b) viendo competiciones deportivas en páginas piratas de Internet. Este fin de semana me he visto el partido del Real Madrid, el del Barcelona, el del Liverpool, el del Manchester City y el Gran Premio de San Marino de Moto Gp, además de la final y el partido por el tercer y cuarto puesto del mundial de baloncesto, en algunos casos alternando dos competiciones a la vez. Lo único bueno de estos dos días es que de continuo sentía mala conciencia por no estar publicando nada en el blog. Por tanto, ahora que estoy aquí de nuevo y muy arrepentido de mi comportamiento, voy a hacer esta promesa: jamás voy a dejar de publicar al menos una entrada al día, jamás, porque si dejo de amar a mi blog el blog va a dejar de amarme a mí.