martes, 5 de febrero de 2019

Leed


Leed al que no cubre la página, al que ignora su propio nombre y consigue que se le escapen las palabras, al bárbaro que hiere sin que se le vea la espada, al que saltó las bardas, al que quemó las señales, al que arrojó el escudo a la luz de un sol verde y camina pisoteando la hierba amarilla, al trébol inestable que busca abejas de cuatro hojas, al nómada que no entendía los mapamundis, leed al que desnudó a los suyos y no se arrepiente, al que rodeado de flores que no sudan sus colores eligió el color negro para su pluma, al que asustado por la vacuidad de las victorias se entregó al pozo sabio de la derrota.