miércoles, 15 de noviembre de 2017


Siempre Marx por delante de Nietzsche. Porque Nietzsche cultiva una valentía de escritor y no de ciudadano: toda su terribilidad consiste en poner palabras una detrás de otra. En cambio Platón, Marx, Bakunin o Sartre son filosofía en acción, pensadores que viajaron a Sicilia o salieron a la calle, fundaron periódicos, participaron en política, pusieron sus vidas en riesgo y se negaron a quedarse en blablabla.

–¿Pero no decías ayer que “amabas” a Nietzsche?
–“Ayer” para mí es lo mismo que “hace treinta años”.