sábado, 5 de enero de 2013

El domingo 6, día de Reyes, a partir de las 13:00, nueva sesión de Crítica Feroz

Qué gamberrada de jam session, dios mío, llegamos con título de megapoetas y en nuestras pecheras más medallas que un general balcánico, escritores imprescindibles en nuestra propia opinión, y salimos con carnet renovado de serruchos y maxitronchos, peores que la carne del pescuezo, y hasta hubo quienes se preguntaban en qué hora se nos ocurrió lo de poetas de fuste habiendo profesiones más sosegadas como las de domador de tigres, intifado palestino o matonazo a sueldo. Fue el domingo treinta de diciembre, en el bar Dinosaurio, y eso que las críticas fueron respetuosas, muy respetuosas, todas de la cofradía del PERO y el SALVO:

–Mira, mengano, ya sabes que te admiro mucho, PERO este poema me parece penoso, su adjetivación insuficiente, tu sintaxis mostrenca, tu capacidad metafórica limitada.
–Mira, fulana, sabes que me pareces una gran poeta, PERO en este poema propones y no concluyes nada, es un poema vacío, me has hecho perder el tiempo, me sangran los oídos.
–Mira, zutano, el poema me gusta mucho SALVO el principio, el medio y el final.

La actuación crítica de Antonio Díez fue decisiva e hizo un efecto semejante al del ácido nítrico sobre un kilo de azúcar; el poeta de Fuenlabrada destruyó la prosa lírica de Jean Tarrou, a mi parecer uno de los mejores textos de la sesión, y con ello nos llamó a zafarrancho de combate; a partir de ahí nos comportamos como los conjurados que asestaron las veintitrés puñaladas a Julio César cuando aquel calvo llegaba al Capitolio. Y qué bien nos lo pasamos, y qué caras de zorras satisfechas teníamos al final de las cinco horas de ajusticiamiento, y cómo lo celebrábamos al final, si es que este tío se ha enterado, le he dado una lección, que sepa mengana lo paquete que es, qué cara de cemento ponía, etc.

Este domingo de Reyes tampoco descansamos. ¿Te vas a perder la oportunidad de decirle a los poetas lo que siempre has pensado de su calamitosa poesía, ahora que hemos inventado un formato para que no puedan defenderse? Anunciamos además que todo aquel que logre resistir diez sesiones de Crítica Feroz se hará acreedor a una camiseta con la leyenda “YO SOBREVIVÍ A CRÍTICA FEROZ”. He aquí el cartel que ha confeccionado Antonio Díez para la sesión dominguera del día seis. Os esperamos.